La mitad de los penfigoides ampollosos tienen neuropatías

 

 

Área Científica
DERMATOLOGÍA
FUENTE: http://dermatologia.diariomedico.com

Portada >

 

 

      • SEGURIDAD DE LOS TRATAMIENTOS EN PSORIASIS

        La mitad de los penfigoides ampollosos tienen neuropatías

        Algunas patologías dermatológicas se asocian a otras enfermedades, como es el caso del penfigoide ampolloso y de la psoriasis. Se trata de una información importante que debe tener en cuenta el dermatólogo para el buen manejo de estos pacientes.
        Juana Jiménez Alcalá   |  29/03/2012 00:00
        Juan Ruano, Enrique Casas, María Álvarez, Rafael Jiménez y José Carlos Moreno (sentado). (Juana Jiménez)
        Córdoba ha acogido la celebración de la Reunión Anual de la Sección Andaluza de la Academia Española de Dermatología y Venereología donde los profesionales de este ámbito se han puesto al día en algunas de las enfermedades dermatológicas y en las repercusiones que tienen otras patologías en los pacientes. El organizador de la cita, Rafael Jiménez Puya, del Hospital Reina Sofía, de Córdoba, ha explicado que esta reunión, que se celebra cada año, ha presentado novedades importantes, sobre todo en lo que se refiere a calidad científica.
        Entre algunos de los asuntos que se han abordado se encuentra el del penfigoide ampolloso, sobre el que hay una investigación europea a partir de la cual se ha podido conocer que padecer esta enfermedad supone tener una mayor tendencia a enfermedades neurológicas como demencia o Parkinson; los datos así lo confirman, ya que Jiménez ha recordado que la mitad de los pacientes con penfigoide ampolloso también presentan alguna enfermedad neurológica asociada.

        “La psoriasis es junto con el melanoma la patología dermatológica a la que se le dedica una mayor actividad y dedicación investigadora”

        La reunión, a la que ha acudido el 90 por ciento de dermatólogos andaluces, se ha dividido en tres bloques. Andrés Sanz, anatomopatólogo del Hospital Carlos Haya, de Málaga, ha dirigido el curso precongreso, que se ha dedicado a aspectos más relacionados con la anatomía y las patologías en sí. El segundo apartado ha estado representado por las ponencias de otros expertos de cirugía, genética y otras especialidades colindantes, “con el fin de poder conocer sus puntos de vista en relación a las enfermedades de la piel y para saber qué pueden aportar a los tratamientos de estas patologías”, ha explicado Jiménez.
        El tercer bloque se ha dedicado a la psoriasis, que junto con el melanoma es la patología a la que se le dedica una mayor actividad investigadora.





        Elementos subyacentes
        En este sentido, se han tratado varios puntos en relación con esta enfermedad, como puede ser todo lo que subyace en esta disfunción inflamatoria de la piel y sus relaciones con el sistema cardiovascular, ya que se trata de una enfermedad principalmente del sistema interno del paciente; de ahí que se haya debatido sobre los nuevos tratamientos que ofrecen mayor seguridad y eficacia a los pacientes, como los fármacos biológicos que se han desarrollado en la última década y que ahora están en auge.

        Jiménez ha hecho hincapié en las ventajas de estos nuevos fármacos, “porque el paciente sufrirá menos los efectos secundarios y además no se les van a disminuir sus defensas en otros puntos como ocurría al utilizar tratamientos inmunosupresores; de hecho hemos podido comprobar que pacientes conl as defensas reducidas pueden acceder a estos fármacos biológicos”.

        ESTUDIOS EN PACIENTES CON PSORIASIS

        En el Hospital Universitario Reina Sofía, de Córdoba, se llevan a cabo estudios que profundizan en aspectos de la psoriasis que van más allá de la piel. Es el caso de la investigación de Juan Alberto Ruano, de la Unidad de Dermatología de este centro hospitalario, sobre la asociación epidemiológica entre la psoriasis con el síndrome metabólico. “Queremos guiar a los dermatólogos y darles unas orientaciones para que sepan detectar el síndrome metabólico en sus pacientes”, ha explicado Ruano, quien se refiere al conocimiento que han de tener los dermatólogos para abordar el síndrome metabólico, que a su vez tiene que ver con un mayor riesgo cardiovascular. Ruano ha señalado que existe un componente genético en el síndrome metabólico, pero que también intervienen factores ambientales, como el sedentarismo o la ingesta de grasas saturadas. Además, ha indicado que, “en función de lo que coma la madre en la etapa del embarazo, el niño puede sufrir una serie de modificaciones genéticas que pueden repercutir negativamente en su vida de adulto”. Por otra parte, Ruano se ha referido a las interacciones sociales “ya que éstas pueden condicionar el desarrollo del síndrome. Si tus amigos, familiares o personas cercanas son obesas, tendrías entre tres y cinco veces más posibilidades de convertirte -siempre con matices- en una persona obesa”. En cuanto a la psoriasis, Rafael Jiménez ha destacado que se está estudiando si en estos pacientes hay una mayor incidencia de cáncer, y hasta el momento los datos demuestran que en la población con psoriasis la tendencia de padecer cáncer es un poco mayor. La reunión ha servido para analizar de forma sistemática la piel y, sobre todo, para abordar los aspectos relacionados con estas enfermedades y que van más allá de la piel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s